martes, 10 de marzo de 2009

SIGO APRENDIENDO

Hoy hace dos años que aterrizamos en el aeropuerto del Prat con Leire en brazos. Dos años ya, como pasa el tiempo. Miro a Leire y pienso en el milagro de la vida. Como ha crecido y como ha cambiado. Y me miro a mi y pienso que como madre me queda mucho por aprender.
No soy una madre de libro. Leo bastante sobre el tema, ya sabeis que trabajo en una biblioteca y por mis manos pasan muchos libros y revistas sobre educación así que siempre les doy un vistazo, forma parte de mi trabajo. La verdad, es bastante útil saber la teoría de lo que se debe hacer o no en educación pero lo más difícil es llevarlo a la práctica. Ser una supernanny con tus propios hijos es bastante complicado. Así que uno acaba mezclando las teorías de la educación con el cariño y el amor hacia los hijos y así educar lo mejor que uno puede para que ellos aprendan a crecer sin que uno tenga la sensación de que esta todo el rato en una clase de psicología infantil.
Aunque hay situaciones y actuaciones que no tolero y me pongo bastante firme, pues creo que la firmeza y los límites son muy importantes en la educación y el crecimiento de una persona, hay otras situaciones en las que soy bastante flexible e intento negociar con mi hija para solucionar los pequeños conflictos de la vida diaria. A veces pierdo la paciencia, el aprender a tener paciencia es lo que más me esta costando seguido del control de mi voz. En casa siempre hemos gritado mucho, sin mala intención, es que tenemos un volumen alto y yo sin querer elevo el tono de voz de forma que lo que para mi es hablar para otros es gritar, Manolo suele llamarme la atención mucho por este tema pero para mi es muy difícil lo de modular la voz, incluso Leire a veces me dice: "Mama, no chilles", pero es que ya os lo he dicho, me queda mucho por aprender.
Y es que aprender a ser madre creo que es lo más difícil del mundo y una evaluación continua de la que uno nunca deja de examinarse. Es fácil saber si lo estas haciendo bien o mal, los niños dan muchas señales y uno puede intuir cuando algo que se esta haciendo no esta funcionando, siempre se esta a tiempo de reparar daños y creo que estamos obligados a hacerlo para que ellos crezcan y se conviertan en buenas personas y para que las relaciones entre padres e hijos sean siempre buenas.
Habrá épocas mejores y épocas peores, tengo terror a la adolescencia, pero creo que si en la base hay un buen equilibrio entre el amor y la firmeza todos los conflictos se podrán solucionar con éxito. Es inevitable sentirme mal después de una riña o un castigo, pero forma parte de la educación de un niño y ellos cuando crecen lo saben agradecer. Solo hay que echar la vista atras y preguntarse que tal fue nuestra vida de niños.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Para que no digas que no te leo...exceptuando los decibelios en lo demás eres una madre fantástica y la niña pese a tener carácter no es rebelde y de hecho tiene muy claro cuando está pasando el límite o qué cosas no debe hacer, eso es bueno, los niños que no saben lo que está mal, están un poco perdidos.
Bueno, yo tampoco soy muy imparcial, je, je, je....

firmado: liverpool supporter

Vientomi dijo...

En la vida uno siempre tiene que ir aprendiendo y en el caso de la maternidad pues no podría ser menos.
Creo que el hecho de que te plantees las cosas se pueden hacer mejor pues ja dice mucho de ti. No has escuchado a veces a gente decir que sus hijos son una maravilla, todos perfectos y lo genial que ellos los han educado por eso son así. Pues dime de que presumes y te dire de que careces.
A mi me da un nervio, sólo de pensar como lo haré. Aunque espero que a donde yo no llegue llegue mi pareja y viceversa.

Elén dijo...

Como dice Victória, yo creo también pienso que cuando uno se hace ese tipo de preguntas, es porque va por buen camino.
Si uno duda, puede aceptar sugerencias, puede cambiar de dirección, y puede asegurar sus posiciones, cuando le ha dado muchas vueltas.
Yo también le tengo pánico a la adolescencia, ya por si chunga, y encima nosotros con "mochila", como dicen los psicólogos.
Y en esta fase, es cuando creo que será muy útil esto de los blogs, de internet y de las asociaciones de familias, porque aprenderemos unos de otros, y enseñaremos también.
Ya seguiremos viendo como crecen nuestr@s peques...
besitos
Elén

Nür dijo...

No creo que hagan falta manuales... yo siempre pienso en mis padres, que no creo que leyeran ninguno y lo hicieron fenomenal, tanto con mi hermano como conmigo. Mi sueño es ser capaz de educar a mis hijos como ellos lo hicieron con nosotros...

Un abrazo,
Nür

Isabel dijo...

Es verdad Nur que muchas veces actuar segun la lógica y el instinto es la mejor opción, pero creeme tener otros puntos de vista y leer sobre los temas que te preocupan te da herramientas bastante útiles.
Isabel

itzi dijo...

Hola isabel

Me siento muy identificada contigo en lo del tono de voz. Yo ni me doy cuenta, claro. Pero cuando vienen mis padres, mi madre ya me lo suele decir: "Hija, pareces un sargento, es un niño"
A ver, yo creo que no le grito, simplemente pienso que le doy toques de atención cuando veo que hace las cosas mal, pudiendo hacerlas bien. Pero a mi madre todo le parece mal. Menos mal que antonio me apoya, sin él, me vería aún más perdida.
Pienso, que lo del tono de voz mas alto, no quiere decir que tengamos menos paciencia, simplemente que somos más firmes con los peques, que menudos bichejos está hechos madre mía!!!


besitosssss

itzi

jinghai dijo...

a mi nunca me gusto dejarme guiar por los libros pero desde que soy mama no puedo evitar hecharles un vistazo,todo ayuda a reflexionar,aunque al final pregunto a mis padres ¡¡los abuelos tambien son un buen libro!!

sílvia.....esperant a l'ona dijo...

aiiis isabel......que complicado es a veces verdad????
la verdad es que creo que el model de ser una madre 10 en todo no existe, ya que cada niño es distinto y lo que a uno le puede ir genial a otro le falla la misma metodología.

yo estpy contigo, el amor, el cariño y la seguridad es lo mejor a la hora de criar a un hijo, y lo demás ya va viniendo........

tu eres de las mías ehh????? yo también ya estoy temiendo la adolescencia!!!! jajajajajajajja

besos

Vicky dijo...

¿Qué tal papas? Tuve el honor de recibir a Leire aquel 10 de marzo del 2007 en el Prat. Bueno, para mí fue como si hubiera asistido al parto de Leire. ¡No es estupendo!¡Fue algo multitudinario y emotivo! Esperamos poder repetirlo pronto... por la salud de nuestras hijas, de Leire y de Lucía....

Anna dijo...

Aquí otra cagadita con la llegada de la adolescencia!! Pero pienso como tu, con cariño y al mismo tiempo firmeza habremos sentado unas buenas bases.
Muchísimas felicidades por vuestros dos años aquí en casa. Justo llegabáis que nosotros casi marchabamos hacia China a buscar a Laura.

Anna

Mariajo dijo...

Hola Isabel! La verdad es que la maternidad es todo un reto, una responsabilidad que, desde la distancia, da un poco de vértigo... Pero yo pienso como tú, el sentido común, el amor, el respeto y los valores, son la base de una buena educación.
Por cierto, ya tengo tus retales... por fin! Y las tarjetas, y el sobre ya cerrado con la dirección... Este sábado iré a correos y te lo envío.
Un beso,
Mariajo